Devocional Cielos Abiertos,  Devocionales,  Recursos Bíblicos

TODO LO QUE SEA PURO

Memoriza: “El limpio de manos y puro de corazón; El que no ha elevado su alma a cosas vanas, Ni jurado con engaño.” Salmos 24:4

Lee: Salmos 24:3 – 6; Filipenses 4:8

Salmos 24:3 – 6

¿Quién subirá al monte de Jehová?

¿Y quién estará en su lugar santo?

El limpio de manos y puro de corazón;

El que no ha elevado su alma a cosas vanas,

Ni jurado con engaño.

Él recibirá bendición de Jehová,

Y justicia del Dios de salvación.

Tal es la generación de los que le buscan,

De los que buscan tu rostro, oh Dios de Jacob. Selah

Filipenses 4:8

En esto pensad

Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad.

BIBLIA EN UN AÑO: Salmos 110 – 112

MENSAJE

La pureza puede ser definida simplemente como ser de una forma con ninguna mezcla añadida.

" Pero por cuanto eres tibio, y no frío ni caliente, te vomitaré de mi boca." - Apocalipsis 3:16

Dios no está interesado en los que cambian de opinión cada cierto tiempo. Con Dios o eres frío o caliente, no hay nada entre medias. Muchas personas piensan que está bien vivir en santidad y después cometer un pecado de vez en cuando. Dios dice que Él te vomitará de Su boca si eres tibio. Él dijo que Él volvía por una Iglesia sin mancha, de acuerdo con Efesios 5:27, que dice;

"a fin de presentársela a sí mismo, una iglesia gloriosa, que no tuviese mancha ni arruga ni cosa semejante, sino que fuese santa y sin mancha."

Por lo tanto, si piensas que puedes acomodar un poquito de impureza en tu corazón, por favor, piénsatelo mejor. Mi Padre quiere que seas sin mancha y completamente puro. Aquellos que serán Su novia no deben de tener ninguna mancha en sus vestiduras. Esto significa que todo pensamiento impuro debe de desvanecer de tu mente. Tu mento solo debe de llenarse con cosas que son puras, no cosas que pueden manchar tu manto de santidad. Son solo aquellos cuyos corazones son puros, que verán a Dios en el último día. Mateo 5:8 dice;

"Bienaventurados los de limpio corazón, porque ellos verán a Dios."

Cuando se trata de asuntos espirituales, si estás con Dios, entrégate totalmente a Él, y si estás con el diablo, entrégate. totalmente a él. El Señor dijo en Isaías 1:18;

"Venid luego, dice Jehová, y estemos a cuenta: si vuestros pecados fueren como la grana, como la nieve serán emblanquecidos; si fueren rojos como el carmesí, vendrán a ser como blanca lana."

En el espíritu, tú o eres blanco puro o rojo puro. No existe eso de sentarse en la valla. Tú eliges donde quieres estar, sin embargo, Él aconseja que vivas en santidad y seas blanco puro.

PUNTO CLAVE: Solo ten pensamientos puros.