Devocional Cielos Abiertos,  Devocionales,  Recursos Bíblicos

DOMINIO II

Memoriza: “También Lot, que andaba con Abram, tenía ovejas, vacas y tiendas.” Génesis 13:5

Lee: Génesis 14:14 – 16

14 Oyó Abram que su pariente estaba prisionero, y armó a sus criados, los nacidos en su casa, trescientos dieciocho, y los siguió hasta Dan. 15 Y cayó sobre ellos de noche, él y sus siervos, y les atacó, y les fue siguiendo hasta Hoba al norte de Damasco. 16 Y recobró todos los bienes, y también a Lot su pariente y sus bienes, y a las mujeres y demás gente.

BIBLIA EN UN AÑO: 1 Samuel 9 – 11

MENSAJE

Ayer empezamos a hablar sobre el domino y descubrimos que nos fue otorgado en la creación, pero que lo intercambiamos por la fruta prohibida. Jesús sin embargo, vino para redimir a las personas y restaurar el dominio sobre aquellos que creen en Él. Continuaremos con nuestro estudio hoy tratando el dominio por asociación – esto es, una persona puede tener dominio si se asocia con una personalidad poderosa. Un dicho en mi lengua materna dice que un perro puede matar a un mono si el perro tiene el ladrido del cazador. En nuestro versículo a memorizar de hoy vemos a Lot teniendo domino sobre la pobreza gracias a su asociación con el amigo de Dios – Abraham. Sin embargo, él perdió el dominio cuando se separó de Abraham en Génesis 13.

Después de un tiempo, cuando Lot cortó su asociación con Abraham, la Biblia dice que la ciudad en la que Lot vivía fue invadida porque Lot se había separado del amigo de Dios, él se convirtió en un víctima de la invasión. Si no hubiera sido por la misericordia de Dios, y el amor de su tío, él no hubiera recobrado su libertad, como leemos en el texto Bíblico de hoy. La Biblia dice:

"Y recobró todos los bienes, y también a Lot su pariente y sus bienes, y a las mujeres y demás gente." - Génesis 14:16

Con quien nos asociamos tiene mucho que ver en determinar nuestras experiencias en la vida. Proverbios 13:20 dice;

"El que anda con sabios, sabio será; Mas el que se junta con necios será quebrantado."

Amado, déjame que te aconseje a alguien con quien te puedes asociar que tiene dominio eterno. Su nombre es Jesús. La Biblia dice que Su dominio es eterno (Salmos 145:13).

¿Por qué vivir tu vida bajo una cautividad u otra, cuando puedes operar en domino sobre toda situación, circunstancia y montaña?

Ven a Jesús hoy y obtén dominio eterno.

PUNTO DE ORACIÓN: Padre, por favor, dame dominio eterno sobre el pecado, Satanás y las obras de la carne, en el poderoso nombre de Jesús.