Estudio Biblico,  Estudios,  Recursos Bíblicos

LA TRISTEZA DEL APÓSTATA – PARTE 2

INTRODUCCIÓN

En la primera parte de esta serie, hemos examinado las dos vidas: una sin Cristo y lo placentera y gloriosa que es la vida con Cristo. La diferencia estaba clara. Sería muy triste pasar de la vida en Cristo a la vida sin Cristo. Que esto nunca nos suceda a nosotros, en el nombre de Jesús. Amén.

Ahora, continuaremos con la seria buscando en las escrituras el verdadero significado de apostatar y algunas de sus causas básicas. Que el Señor avive nuestro entendimiento a medida que estudiamos a Sus pies, en el nombre de Jesús. Amén.

¿QUÉ ES EXACTAMENTE APOSTATAR?

Básicamente, apostatar significa dejar de seguir a Jesucristo. Pero hay otras definiciones para apostatar en las escrituras. Por ejemplo, las siguientes definiciones son lo mismo que apostatar a los ojos del Señor:

  • Cambiar una decisión Cristiana
  • Hacer los pecados de otros
  • Recordar glorias pasadas en vez de conseguir nuevos objetivos.
  • Descansar en los logros que hemos conseguido en vez de perseguir nuevas metas
  • Dejar de progresar
  • Perder el entusiasmo
  • Fallar de decisión de alguien que debería de tomar la iniciativa.
Timoteo 4:10; Lucas 9:62; Hebreos 10:38; Proverbios  24:24-25; Proverbios 28:4; Isaías 43:18-19; Filipenses 3;13-14; Juan 15:1-25; Apocalipsis 2:4; I Samuel 3:11-13.

CAUSAS DE LA APOSTASÍA

Las causas de la apostasía pueden ser muchas y variadas. Algunas de ellas son:

  • Sentirse decepcionado por Cristianos que son más maduros que uno.
  • Orgullo por los logros conseguidos.
  • Asociaciones malvadas, o malas compañías.
  • Liderazgo espiritual equivocado.
  • Una prueba muy dura.

Ahora, una vez que conocemos a nuestros enemigos, ellos no deberían de ser capaces de destruirnos de nuevo si tenemos cuidado. Estar advertido es estar preparado de antemano.

Jeremías 9:4; Génesis  3:4-5; Génesis 25:29-33; I Pedro 5:5; Daniel 4:29-33; 1 Reyes 11:4; II Samuel 11:1-5; Éxodo 32:1-8; Jeremías51:30; Zacarías.4:6.