Devocional Cielos Abiertos para Adolescentes,  Devocionales,  Recursos Bíblicos

TU CONDUCTA CON LOS ANCIANOS

Memoriza: “Igualmente, jóvenes, estad sujetos a los ancianos; y todos, sumisos unos a otros, revestíos de humildad; porque: Dios resiste a los soberbios, Y da gracia a los humildes.1 Pedro 5:5

Lee: 1 Timoteo 5:17 – 19

17 Los ancianos que gobiernan bien, sean tenidos por dignos de doble honor, mayormente los que trabajan en predicar y enseñar. 

18 Pues la Escritura dice: No pondrás bozal al buey que trilla; y: Digno es el obrero de su salario.

 19 Contra un anciano no admitas acusación sino con dos o tres testigos.

MENSAJE

Honrar a tus ancianos es una parte vital de la educación en casa. Dios espera que trates a los ancianos con respeto. Por ejemplo, si ves a un anciano que está llevando algo pesado, no esperas a que te llamen para ayudarle.

También está mal pasar por delante de un anciano sin saludarle. En algunos hogares, algunos hijos permanecen en su asiento o delante de la televisión cuando los padres vuelven de algún sitio, esto no es bueno.

Cualquier niño que tiene respeto parará lo que está haciendo para darle la bienvenida a sus padres apropiadamente y ayudarles con las maletas o cualquier cosa.

Cuando vemos a un anciano barriendo, limpiando, o haciendo alguna tarea, debemos de ayudar inmediatamente.

Tienes que tener cuidado cuando tratas con ancianos porque puedes recibir fácilmente una bendición o una maldición según como te comportes.

Si te hacen algo malo, en oración házselo saber y no discutas con ellos.

PUNTO DE REFLEXIÓN: Cuida como tratas a las personas que son más mayores que tú ahora, porque algún día te convertirás en uno de ellos.