Devocional Cielos Abiertos para Adolescentes,  Devocionales

EL PODER DE LA VISIÓN

Memoriza:“Porque cual es su pensamiento en su corazón, tal es él. Come y bebe, te dirá; Mas su corazón no está contigo.” Proverbios 23:7

Lee: Génesis 2:19

Jehová Dios formó, pues, de la tierra toda bestia del campo, y toda ave de los cielos, y las trajo a Adán para que viese cómo las había de llamar; y todo lo que Adán llamó a los animales vivientes, ese es su nombre.

MENSAJE

En 1970, el Arzobispo de mi pueblo visitó mi Escuela de Primaria, los estudiantes estaban en fila en los dos lados de la calle, los cazadores se habían posicionado estratégicamente y disparaban al aire al mismo tiempo que el Arzobispo salía de un coche negro.

Cuando miré a sus zapatos, eran de un color negro brillante. Yo no tenía ni siquiera un par de zapatos, pero me dije a mi mismo, que cuando creciera me convertiría en alguien importante y volvería a mi pueblo para que también celebraran mi llegada.

Por la voluntad de Dios, me convertí en el Pastor General de la Iglesia Cristiana Redimida de Dios y visité mi pueblo. Recuerdo ese día claramente, los estudiantes estaban en fila por las calles, mis zapatos negros brillaban. De hecho, mi sueño se había vuelto realidad.

En la lectura Bíblica de hoy, Adán le dio a cada animal un nombre después de haber sido concebidos, y Dios respaldó los nombres.

¿Qué piensas sobre ti mismo? ¿Dónde te ves en cinco, diez o quince años? Te convertirás en aquellos que puedas visualizar, pensar y decir sobre ti mismo.

PUNTO CLAVE: Pasa diez minutos al día profetizando sobre tu vida, tus estudios, tu carrera, tu destino, en el nombre de Jesús.