Devocional Cielos Abiertos,  Devocionales

LEVÁNTATE Y RESPLANDECE

Memoriza:” Levántate, resplandece; porque ha venido tu luz, y la gloria de Jehová ha nacido sobre ti.” Isaías 60:1

Lee: Isaías 60:1 – 5

La futura gloria de Sion

60  Levántate, resplandece; porque ha venido tu luz, y la gloria de Jehová ha nacido sobre ti.

Porque he aquí que tinieblas cubrirán la tierra, y oscuridad las naciones; mas sobre ti amanecerá Jehová, y sobre ti será vista su gloria.

Y andarán las naciones a tu luz, y los reyes al resplandor de tu nacimiento.

Alza tus ojos alrededor y mira, todos éstos se han juntado, vinieron a ti; tus hijos vendrán de lejos, y tus hijas serán llevadas en brazos.

Entonces verás, y resplandecerás; se maravillará y ensanchará tu corazón, porque se haya vuelto a ti la multitud del mar, y las riquezas de las naciones hayan venido a ti.

BIBLIA EN UN AÑO: Job 29 – 30

MENSAJE

El versículo a memorizar de hoy nos ordena levantarnos y brillas porque nuestra luz ha venido. ¿Qué o quien es esta luz? Aquí está la respuesta:

"Otra vez Jesús les habló, diciendo: Yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida." - Juan 8:12

Jesús es la luz que trae la gloria del Señor a toda situación. En el momento en el que la gloria se apartó de Adán y Eva, se dieron cuenta de que estaban desnudos. Adán dijo: “…Oí tu voz en el huerto, y tuve miedo, porque estaba desnudo; y me escondí.” (Génesis 3:10). Sin embargo, cuando Dios decidió rescatar al hombre de su estado pecaminoso, Él envío a Su hijo – la Luz, al mundo.

En nuestra pasaje Bíblico de hoy, se nos ordena levantarnos y al mismo tiempo, brillar. ¿Por qué? es porque Dios decidió alumbrar al mundo que había sido cubierto de oscuridad. También es que la gloria del Señor ha venido sobre el mundo. ¿Qué o quien es esta gloria del Señor? Jesucristo el Hijo de Dios es la gloria del Señor.

No se lo profundo que hayas estado en la oscuridad a través de hábitos pecaminosos y las malas asociaciones; sin embargo, tengo buenas noticias para tí; tu luz ha venido. Todo lo que tienes que haces para formar parte de esta luz es aceptar a Jesucristo como tu Señor y Salvador personal. Mateo 11:28 dice “Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar.” En Apocalipsis 3:20, “He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él, y cenaré con él, y él conmigo.”

Puedes estar seguro de que si dejas que la Luz entre en tu vida, que puede que esté plagada de todo lo que representa la oscuridad, todo será alumbrado. La oscuridad es representada por el pecado, la enfermedad, la pobreza, la tristeza, el fracaso y las ataduras, mientras que la luz representa justicia, sanidad divina, prosperidad, gozo, cambios para bien y libertad.

Muchos de nosotros podemos testificar de que hay oscuridad en este mundo. La oscuridad de la que estamos hablando, no es la ausencia de luz o electricidad, sino más bien, oscuridad espiritual, de acuerdo con Efesios 6:12.

¿Sigues en la oscuridad? Si la respuesta es si, ¿por qué no ha venido tu luz?

Puede ser que no has abrazado la Luz. Acepta a Jesús, la Luz en tu vida hoy y la oscuridad ya no podrá atraparte o vencerte, de acuerdo con Juan 1:5

PUNTO DE ORACIÓN. Padre, que la luz de Tu Hijo Jesucristo brille sobre mi hoy. Que tu gloria sea muy evidente en mi vida, en el poderoso nombre de Jesús.